Arte y Diseño

 
PRESENTACIÓN DEL TUTORIAL - La muralla de Ávila
-

En este tutorial veremos como hacer paso a paso una sencilla plumilla a partir de una foto.

 

 

 

 
Paso 0: Elegir el tema

 Para este primer curso de plumilla, he estado buscando alguna foto que no fuese demasiado complicada en cuanto a detalles, pero que a la vez tuviese los suficientes elementos como para dar juego y conseguir una bonita plumilla. 

La foto elegida es una vista de las murallas de Ávila,  que ofrece una vista muy interesante de la misma por aparecer con unas marcadas sombras y una evidente perspectiva. Esta es la imagen

   

Para facilitar el boceto inicial os he marcado dos líneas de perspectiva en la foto. La principal es la superior, ya que esta marca la perspectiva de las torres y cómo todas llegan hasta esa línea hasta perderse en el horizonte en lo que se conoce como “punto de fuga” que ya veremos en un próximo curso de perspectiva.

La segunda línea nos indica la inclinación del terreno sobre el que se asienta la muralla.

 

Paso 1: El encaje

Como ocurre con casi todos los trabajos tanto de pintura como de dibujo, el boceto es muy importante, pero en el caso de la plumilla este boceto inicial es fundamental ya que la tinta no permite correcciones. Es importantísimo realizar un boceto inicial lo mas detallado posible ya que esto nos facilitara mucho mas el trabajo de pasarlo a tinta.

Se debe evitar, en la medida de lo posible, el borrar en exceso, ya que eso puede estropear la superficie del papel y hacer que la tinta sea absorbida en exceso por este, provocando las temidas “patas de araña”. 

Para el dibujo utilizo un papel de cartulina a un tamaño A4. Para dejar mas bonito el dibujo, siempre me gusta que las plumillas tengan espacio blanco alrededor para que “respire” el dibujo. En este caso he dejado 6 centímetros a cada lado horizontalmente y 4 verticalmente y he dibujado el rectángulo correspondiente.

Para la realización del boceto utilizo un lápiz B procurando no presionarlo demasiado contra el papel ya que este debe ser borrado una vez acabado el dibujo. 

Empiezo a encajar dibujando previamente las dos líneas de perspectiva indicadas anteriormente. Comienzo a dibujar las formas de forma muy esquemática; en este caso, al tratarse de torres, las he indicado simplemente con rectángulos. A continuación, comienzo el detallado de cada uno de los elementos cuidando mucho las proporciones y tratando de hacerlo con el máximo detalle. Como ayuda a la hora del entintado también he trazado las sombras que proyectan cada una de las torres para facilitar el trabajo posterior.

Al tratarse de un dibujo a lápiz B con trazos muy suaves, apenas de ven algunas líneas, entre ellas las de la perspectiva de la torre, pero os aseguro que ahí están.

Ejercicios 

Antes de empezar a dar tinta al dibujo, yo recomendaría, a los que no tengan la muñeca muy suelta, que practiquéis antes trazando líneas paralelas en horizontal, vertical, diagonal….no se trata de hacerlas perfectas, pero tienen que ser hechas a base de golpe de muñeca, sin dudar y de forma rápida… 

Aquí tenéis algunas muestras de lo que deberíais probar

 

El truco de la plumilla es muy sencillo: cuanto mas junto este el entramado de líneas, mas oscuro, y cuanto menos mas claro…(si os fijáis en el primer ejemplo las líneas verticales empiezan muy juntas, luego se separan un poco y finalmente se vuelven a juntar, creando así la sensación de degradado. En otros ejercicios se combinan líneas en un sentido con otras opuestas, creando tramas que darán las diferentes texturas a nuestro dibujo. 

Otro ejercicio recomendable es el ultimo de la segunda fila…consiste en trazar una línea con curvas a lápiz y tratar de rellenarla con líneas de tinta verticales. 

Estos ejercicios es recomendable que se hagan con el papel en vertical o ligeramente ladeado (y no andar girándolo). La mejor manera, es apoyar el brazo sobre la mesa y mediante golpes de muñeca, sin levantar el brazo, trazar todas las líneas. 

Repito que es muy recomendable soltarse la muñeca con estas pruebas, porque una vez que empecemos a entintar el dibujo ya no habrá vuelta atrás. Aunque puedan parecer aburridos y pesados, ayudan mucho.

PASO 2: Las murallas.

 Bueno, pues vamos a empezar con lo interesante, que es nuestro dibujo. Aquí se sigue más o menos la misma lógica que a la hora de trabajar con lápiz. Es recomendable hacerlo de izquierda a derecha (al revés si eres zurdo) para evitar arrastrar la tinta con la mano. Si sois de los que os sudan las manos, conviene colocar un papel entre vuestra mano y el dibujo.

Durante todo este paso, hasta que si indique lo contrario, se utiliza el rotulador del 0.2. Empiezo por ir dando forma a las torres del fondo, para ello simplemente trazo líneas que definan más o menos las formas, sin entrar en demasiados detalles para crear la sensación de profundidad.

Una vez hecho esto, continúo de igual forma con las columnas, siguiendo la norma básica de que “cuanto mas cerca, mas detalle”, es decir, en las primeras torres poco mas o menos nos limitaremos a definir las sombras y luces y quizá alguna línea para simular las piedras. Pero a medida que nos acerquemos, el detalle deberá ser mayor.

 

Es muy importante, en estas primeras columnas, que los sombreados sigan la forma de la torre, es decir, líneas verticales y horizontales, ya que al tener poco detalle si utilizáis líneas inclinadas, pueden crear la sensación de que la torre se cae. 

En esta torre, ya trazamos alguna línea horizontal a lo largo de la torre y algunos pequeños segmentos verticales para simular las piedras. También podemos hacer uso del rotulador 0.4 para definir algunas líneas tales como el contorno de la torre, alguna sombra..etc etc.

 
   
   

Como veis, el proceso es siempre el mismo, la dificultad esta en no pasarse con las líneas, en definir claramente las luces y sombras y el tener cuidado con no salirse de los contornos.

 

 

 

continuar tutorial >>

 


VOLVER A TUTORIALES

 

 

  PrincipalRetratosLápizÓleo | IlustracionesModelismoSobre el autor | Libro de visitas

 

 
 

Todos los derechos de las imágenes pertenecen a su autor Luis Enrique Gutiérrez Serrano (Luis Serrano), salvo cuando se indique lo contrario.

Página optimizada para una resolución de 800 x 600

© Serrano 2005